Gigantes

La civilización Olmeca, conocida como la cultura madre  mesoamericana, construyó unas cabezas gigantes con  rasgos africanos que se hallaron en el golfo de México
La civilización Olmeca, conocida como la cultura madre
mesoamericana, construyó unas cabezas gigantes con
rasgos africanos que se hallaron en el golfo de México
El mito de los gigantes está en todas las culturas antiguas. Vamos a repasar aquí algunas de estas historias.

Dicen los Vedas, los textos más antiguos de la cultura India, que todas las castas salieron del cuerpo de Purusha, un gigante cósmico.

De su boca emergieron los brahamanes; de sus brazos los guerreros; los campesinos de sus muslos; y los siervos de sus pies.

En el Ramayana, Laksmana dijo a su hermano Rama: "En aquel momento apareció ante sus ojos un torso enorme, del color de las nubes sombrías, horroroso, disforme, sin cuello, sin cabeza, cubierto de pelos punzantes, hirsutos y con una boca que tenía unos dientes largos hasta el vientre.

Por su colosal altura el tronco igualaba a una gran montaña y producía un ruido igual al del trueno. No tenía más que un ojo, largo, vasto, inmenso, en medio del pecho, y cuya vista alcanzaba distancias infinitas. Lo destruía todo con su fuerza desmedida; devoraba los osos más feroces y los elefantes más enormes, y con sus dos horribles brazos, largos como un yodjana, estrechaba entre sus manos cuadrúpedos y volátiles."

En varios libros indios se menciona a los Raksasas como genios maléficos; gigantes enemigos de los dioses, como Ravana, en el Ramayana; otros son especie de ogros o vampiros, ávidos de sangre y de carne humana que frecuentan los bosques y los cementerios, como Hidimbha, en el Mahabharata.

La Tumba del Gigante de El Gastor. Un dólmen de  corredor formado por lozas de más de tres metros  de altura, un pasillo de doce metros de longitud  y una cámara de casi cuatro metros.
La Tumba del Gigante de El Gastor. Un dólmen de corredor
formado por lozas de más de tres metros de altura, un pasillo
de doce metros de longitud y una cámara de cuatro metros
En Grecia, el  geógrafo y viajero Pausanias afirmaba que "al acoplarse la Tierra con el Cielo dio origen al océano, del cual surgieron los titanes, que quiere decir gigantes, de los cuales Cronos es el tiempo."

Estos titanes se enfrentaron a otros gigantes de un sólo ojo, los cíclopes, que coinciden con la descripción India.

En otras leyendas, estos titanes griegos fueron acomodando cerros para subir al cielo. Esta historia se asemeja a la Torre de Babel bíblica.

Los titanes se originan, según los mitos, de la sangre caída en la tierra al mutilar Saturno a su padre Urano. Estos gigantes tenían forma de serpiente, un tamaño colosal y una fuerza monstruosa.

Tras la guerra contra los dioses, la mayoría de los Gigantes murieron. Los sobrevivientes fueron encerrados en los infiernos. La sangre que derramaron durante la guerra engendró a una raza de Hombres perversos que Júpiter anegó en el diluvio de Decaulión. Esta historia coincide también con la historia de Noé y el diluvio universal que viene en el Antiguo Testamento.

En Sumeria se descubrió una torre que se cree que era la Torre de Babel. La cual debió ser destruida en época de Hamurabi, dos mil años antes de Cristo.

El rey sumerio Nabopolasar dejó estas palabras: "En aquella época me ordenó Marduk echar los cimientos de otra Torre de Babel análoga a la que en época anterior a la mía fuera destruida, asentándolos en el mismo seno de los infiernos mientras que su cima debía alcanzar al cielo. Y Nabucodonosor, su hijo continuaba: Me dispuse a colocar la cima de Etemenanki para que desafiase al cielo."

El historiador griego Herodoto indica que en su visita a Sumeria vio "ocho torres colocadas una encima de la otra, cada vez más estrechas, hasta que en la más alta se hallaba el templo."

En Tula, Hidalgo, Mexico se encontraron unas  esculturas de gigantes conocidas como los Atlantes
En Tula, Hidalgo, México se encontraron unas
esculturas de gigantes conocidas como los Atlantes
La torre estaba situada en la llanura denominada Sachn, que significa "sartén". Era un zigurat, torre o pirámide escalonada sumerio-babilónica llamado Etemenanki, que significa "la piedra fundamental del cielo y de la tierra."

La Torre de Babel estaba rodeada por una muralla junto a la que había una gran cantidad de edificios relacionados con el culto, dentro se hallaba el templo de Marduk cubierto de oro y adornado de azulejos que deslumbraban a gran distancia.

Sobre la Torre de Babel el Génesis 11 dice:  "Tenía entonces toda la tierra una sola lengua y unas mismas palabras. Y aconteció que cuando salieron de oriente, hallaron una llanura en la tierra de Sinar, y se estableciEn la misma provincia, en el término municipal de
Villamartín se encuentra otro dólmen, el de Alberite.
Justo en frente del sitio existe una zona llamada
Los Lugos, nombre en homenaje al dios Lug quién
venció al gigante Balor en la historia celta.eron allí. Y se dijeron unos a otros: Vamos, hagamos ladrillo y cozámoslo con fuego. Y les sirvió el ladrillo en lugar de piedra, y el asfalto en lugar de mezcla. Y dijeron: Vamos, edifiquémonos una ciudad y una torre, cuya cúspide llegue al cielo; y hagamos un nombre, por si fuéramos esparcidos sobre la faz de toda la tierra.


Y descendió Jehová para ver la ciudad y la torre que edificaron los hijos de los hombres. Y dijo Jehová: He aquí el pueblo es uno, y todos estos tienen un sólo lenguaje; y han comenzado la obra, y nada les hará desistir ahora de lo que han pensado hacer.

En la misma provincia, en el término municipal de  Villamartín se encuentra otro dólmen, el de Alberite.  Justo en frente del sitio existe una zona llamada  Los Lugos, nombre en homenaje al dios Lug quién  venció al gigante Balor en la historia celta.
En la misma provincia, en el término municipal de
Villamartín se encuentra otro dólmen, el de Alberite.
Justo en frente del sitio existe una zona llamada
Los Lugos, nombre en homenaje al dios Lug quién
venció al gigante Balor en la historia celta.
Ahora, pues, descendamos, y confundamos allí su lengua para que ninguno entienda el habla de su compañero. Así los esparció Jehová desde allí sobre la faz de toda la tierra, y dejaron de edificar la ciudad.

Por esto fue llamado el nombre de ella Babel, porque allí confundió Jehová el lenguaje de toda la tierra y desde allí los esparció sobre la faz de toda la tierra."

Sobre los gigantes, la Biblia dice en el Génesis 6: "Había gigantes en la tierra en aquellos días y también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres, y les engendraron hijos. Estos fueron valientes que desde la antiguedad fueron varones de renombre.

También vimos allí gigantes, hijos de Anac, raza de los gigantes, y éramos nosotros, a nuestro parecer, como langostas; y así les parecíamos a ellos. Uno de estos gigantes era Goliat, quién fue derrotado por David."

En la Historia General de las Cosas de la Nueva España  de Fray Bernardino de Sahagún encontramos en referencia  a Teotihuacan este texto: Idos los sabios, los que en  Tamoanchan quedaban viéronse obligados a hacer frente  a la ruptura de la tradición cultural, producida por aquel  suceso, y cuatro ancianos que habían permanecido - entre  ellos Oxomoco y Cipactonal- emprendieron el arreglo del  calendario. Estando en Tamoanchan iban de allí a orar en  Teotihuacan que, según esto, no estaba muy lejos.  Se afirma que allí se enterraba a los señores y se mencionan  las pirámides como obra de los gigantes.
En la Historia General de las Cosas de la Nueva España
de Fray Bernardino de Sahagún encontramos en referencia
a Teotihuacan este texto: Idos los sabios, los que en
Tamoanchan quedaban viéronse obligados a hacer frente
a la ruptura de la tradición cultural, producida por aquel
suceso, y cuatro ancianos que habían permanecido - entre
ellos Oxomoco y Cipactonal- emprendieron el arreglo del
calendario. Estando en Tamoanchan iban de allí a orar en
Teotihuacan que, según esto, no estaba muy lejos.
Se afirma que allí se enterraba a los señores y se mencionan
las pirámides como obra de los gigantes.
En Egipto,  existe la creencia de que las pirámides no son obra de seres humanos sino de gigantes increíbles de quienes el Profeta Mahoma dijo que eran más grandes que las más altas palmeras y los describía como dioses del tiempo que perecieron en el diluvio por la maldición de Noé.

Los mitos sobre gigantes también se pueden encontrar en Europa occidental. Así una leyenda celta afirma que el dios Lug apareció en el campo de batalla durante un combate y retó en duelo a Balor, jefe del ejército enemigo, dirigiéndole estas palabras: Levanta mi párpado para que pueda ver al fanfarrón que me molesta.

Como respuesta, Lug, armado con su honda, le lanzó una piedra con tal violencia que atravesó la cabeza de Balor que era un gigante de enormes dimensiones. Esta historia también parece recordar a la historia bíblica de David y Goliat.


Los celtas se extendieron por toda Europa y llegaron a poblar zonas incluso del sur de España. Existen un grupo de dólmenes en las provincias de Cádiz y Málaga cuya construcción es atribuída por algunos mitos a estos gigantes.

Uno de estos ejemplos es la Tumba del Gigante de El Gastor. Un dólmen de corredor formado por lozas de más de tres metros de altura, un pasillo de doce metros de longitud y una cámara de casi cuatro metros.

Al sur de México, en el Cerro Verde, en la Mixteca Alta de Oaxaca, se encuentra una huella de gran tamaño que el mito atribuye al pie de un gigante.
Al sur de México, en el Cerro Verde,
en la Mixteca Alta de Oaxaca, se
encuentra una huella de gran tamaño
que el mito atribuye al pie de un gigante. 

En la misma provincia, en el término municipal de Villamartín se encuentra otro dólmen, el de Alberite. Justo en frente del sitio existe una zona llamada Los Lugos, nombre en homenaje al dios Lug quién venció al gigante Balor en la historia celta que mencionamos arriba.

Por otro lado, el dios nórdico Odín, padre de los dioses, cavó una montaña, se convirtió en serpiente y después en águila para arrebatar el hidromiel a los gigantes. Al llegar al lugar donde se guardaba el néctar sedujo a la hija de un Gigante que era la guardiana de la bebida sagrada.

Encontramos también muchos mitos sobre gigantes en América. En Perú, Viracocha, dios supremo que surgió de las aguas, creó el cielo, la tierra, los hombres, los animales y la primera generación de gigantes que vivieron en la obscuridad. Después los destruyó y los creó de nuevo a partir de la piedra dispersándolos en las cuatro direcciones del cosmos.

En México, en el sitio arqueológico de Oxkintok, en Yucatán, se encuentra uno de los laberintos mejor conservados del mundo. En 1842 el escritor John Lloyd Stevens y el dibujante Frederick Catherwood visitaron este laberinto y Stevens aseguró que le había impresionado más que el de Creta o los túneles de las pirámides de Egipto.

Víctor Chim Vergara, guía de Oxkintok, quien participó en las excavaciones entre 1987 y 1991, nos contó que la ciudad fue creada por tres razas: gigantes, enanos y medianos, los cuales eran sabios sacerdotes, hechiceros y magos. Llegaron tras un viaje de cinco años por el agua y por debajo de la tierra.Se dice que el laberinto, el Satunsat, fue construido sobre un túnel secreto por el cual llegaron estas tres razas.

Otro mito maya cuenta que la Pirámide del Adivino de Uxmal fue fundada por un enano y que existe un túnel que llega a Kabah. Cuando se traza una línea recta entre Uxmal y Kabah se observa que la ciudad de Oxkintok está justo en medio.

Otro mito maya cuenta que la Pirámide del Adivino de Uxmal fue fundada por un enano y que existe un túnel que llega a Kabah. Cuando se traza una línea recta entre Uxmal y Kabah se observa que la ciudad de Oxkintok está justo en medio.
Otro mito maya cuenta que la Pirámide
del Adivino de Uxmal fue fundada por un
enano y que existe un túnel que llega a Kabah.
Cuando se traza una línea recta entre Uxmal
y Kabah se observa que la ciudad de Oxkintok
está justo en medio.
El libro de profecías mayas Chilam Balam de Chumayel dice sobre Uxmal: "...se marcaron con sangre las paredes de Uxmal. Entonces fue robado el dragón de Chac Xib chac. Y el dragón de Zac Xibchac fue robado. Y el dragón de Ek Yuuan Chac fue arrebatado también... No eran dioses. Eran gigantes."

Dragón se traduce como Canhel, nombre del símbolo sagrado de la vida, representado por una serpiente alada con plumaje de Quetzal en la que se encarnaba Kukulkán.

El Chilam Balam continúa: Entró entonces Chac, el gigante, por la grieta de la piedra. Gigantes fueron entonces todos, en un solo pueblo, los de todas las tierras. Y el primer rey fue Dios.

En los mitos Nahuas del valle de México, se describen a los gigantes con piernas deformes y se dice que vivieron en eras (o soles) anteriores a las del hombre.

Se pensaba que estos gigantes todavía vivían dentro de las rocas y podían resultar peligrosos cuando salían de su refugio. Una profecía anunciaba que descenderían del cielo al final de la era para destruir a la humanidad

En la Historia General de las Cosas de la Nueva España de Fray Bernardino de Sahagún encontramos en referencia a Teotihuacan este texto: Idos los sabios, los que en Tamoanchan quedaban viéronse obligados a hacer frente a la ruptura de la tradición cultural, producida por aquel suceso, y cuatro ancianos que habían permanecido - entre ellos Oxomoco y Cipactonal- emprendieron el arreglo del calendario. Estando en Tamoanchan iban de allí a orar en Teotihuacan que, según esto, no estaba muy lejos. Se afirma que allí se enterraba a los señores y se mencionan las pirámides como obra de los gigantes.

Al sur de México, en el Cerro Verde, en la Mixteca Alta de Oaxaca, se encuentra una huella de gran tamaño que el mito atribuye al pie de un gigante. Se piensa que estos seres vivieron en la tierra antes que los seres humanos. Tras estos gigantes vinieron los mixtecos y después los actuales nativos.
En la Mixteca de la costa oaxaqueña, existe  otro mito de que un gigante, acompañado de  animales de gran tamaño que llegó desde  Tututepec para fundar la población de  San Juan Colorado. Las huellas del gigante  y de este ganado quedaron registradas  en una piedra volcánica.
En la Mixteca de la costa oaxaqueña, existe
otro mito de que un gigante, acompañado de
animales de gran tamaño que llegó desde
Tututepec para fundar la población de
San Juan Colorado. Las huellas del gigante
y de este ganado quedaron registradas
en una piedra volcánica.

En el atrio del templo de la Virgen de la Soledad de la ciudad de Oaxaca existe una piedra que cubre la entrada de una gruta sobre la cual se afirma que tiene comunicación con el mar. Los abuelos dicen que esta piedra fue traída de lo más alto de la montaña por unos Hombres Gigantes, quienes taparon la entrada de la gruta hace varios miles de años.

También existe el mito de que en la costa oaxaqueña hay un brazo de mar y que la ciudad puede inundarse o desaparecer si se mueve o se quita esta roca. Esta historia se ha contado de generación en generación.

En la Mixteca de la costa oaxaqueña, existe otro mito de que un gigante, acompañado de animales de gran tamaño que llegó desde Tututepec para fundar la población de San Juan Colorado. Las huellas del gigante y de este ganado quedaron registradas en una piedra volcánica.

Según los pobladores, en los años sesenta unos holandeses, japoneses y estadounidenses llegaron al pueblo y la piedra donde estaba la huella del gigante desapareció. Sin embargo, pudimos fotografiar las huellas de los animales que aun se conservan.

La historia del gigante perdura en la tradición de este pueblo mixteco de la costa oaxaqueña. Aquí puedes oír una canción del artista local Amador Marín, conocido como el "Indio Mixteco", dedicada a este mito del gigante fundador de San Juan Colorado.

El cronista de la expedición de Fernando de  Magallanes que dio la vuelta al mundo habla de un encuentro con gigantes en la Patagonia. Y también se afirma que estos gigantes fueron llevados con la tripulación con la idea de llevarlos a Europa pero murieron en el camino.

Una fotografía de Associated Press del 19 de marzo de 2015 muestra cuando los arqueólogos búlgaros descubrieron una mandíbula junto a un esqueleto gigante de 1500 años de edad en la antigua ciudad griega de Odessos, la actual Varna, en las orillas del Mar N
egro.

A pesar de que miles de crónicas desde la antigüedad hasta hoy hablan de estos gigantes sus huellas practicamente han desaparecido de los museos. En internet hay publicados algunos artículos de prensa de los que no hemos podido comprobar su autenticidad. 

Si tenemos en cuenta que hay muchas pruebas documentales de su existencia nos podríamos preguntar: ¿Por qué desaparecerían los rastros de tantos hallazgos de gigantes?¿Por qué no hay restos de estos gigantes exhibidos en museos o instituciones públicas?

Autores
Blanca Adriana Camacho y Chico Sánchez
Historia publicada originalmente en: www.pueblosantiguos.com

Fuentes Consultadas
Chilam Balam de Chumayel. Aut. Antonio Mediz Bolio Ed. Dante
La Biblia Online
Leyes de Manu. Manava-Dharma-Sastra
El Ramayana. Aut. Valmiki. Editorial Porrúa.
Gigante en Bulgaria. Associated Press 
Periódicos con noticias de gigantes
El Imperio Español: De Colón a Magallanes. Aut. Hugh Thomas
Dioses, tumbas y sabios. C. W. Cerám
Los misterios de los celtas . Aut. Stefano Mayorca. Ed. De Vecchi
Mitología Inca. Aut.Soledad Cachuan. Editorial Gradfico
Mesoamérica. Una mirada a través del tiempo. Ed. Palabra de Clío
Esclarecimiento del simbolismo de la prehistoria universal. Aut. Leonardo Pasquel. Ed. Orion
Mitología Griega y Romana. Aut. Gastón de Nerac. Ed. Sociedad Editora Latinoamericana.
Dios nació mujer. La invención del concepto de Dios y la sumisión de la mujer: Dos historias paralelas. Aut. Pepe Rodríguez
Cuentos y leyendas de Nochixtlán